articles





Boletín

Por var­ios años, publiqué e hice la solic­i­tud a las autori­dades cor­re­spon­di­entes a fin de que la lla­mada Calzada Zamora-​Jacona pasara a lla­marse Paseo La Gran Familia.


Hoy nue­va­mente y, ante el fal­l­ec­imiento de Mamá Rosa, pub­lico como lo hice entonces, nada la agrego ni le quito. Las pub­li­ca­ciones de años las puede encon­trar en el Z de Zamora, en el Diario de Zamora y en otros, del 2014 hacia atrás.


Dicen que “ Honor a quien honor merece “ , y tam­bién . que todo es mejor en vida y dicen bien. He con­sid­er­ado como lo sien­ten y lo creen otras muchas per­sonas , que Rosa Ver­duzco, mejor cono­cida como Mamá Rosa ha hecho una gran labor social en ben­efi­cio de niños zamora­nos y de la región, no es fácil que una per­sona se aboque a lidiar con niños no pro­pios y menos en los actuales tiem­pos en que las per­sonas están muy deshu­man­izadas y en con­tra de las respon­s­abil­i­dades. No es fácil hac­erse cargo, tener la respon­s­abil­i­dad de más de quinien­tos niños ; no se debe lle­var una vida tran­quila des­per­tando en la mañana con la novedad de que hay que dar ese día tres ali­men­tos y tú sabrás como le haces para tener la comida ; no debe ser nada fácil saber que hay que vestir­los y algo muy impor­tante, hay que dar­les la for­ma­ción nece­saria para que lleguen a ser per­sonas de prove­cho a la sociedad, hay que edu­car­los y bien, con un nivel educa­tivo de cal­i­dad, algo impor­tante, hay que incul­car­les el espíritu de servir..


Es cierto que recibe ayuda de muchas per­sonas físi­cas y morales, si sumamos el total de lo apor­tado, no creo que alcance para mas de unos cuan­tos días, no debe haber mucha paz men­tal teniendo respon­s­abil­i­dades tan grandes y Mamá Rosa no se queja y no dice ya no recibo más niños y no los echa a la calle a que otros u el gob­ierno los man­ten­gan, nada de eso, eso no sucede, porque ella tiene muy clara su mis­ión, sus ganas de ver por otros. Su gran respon­s­abil­i­dad y ganas de ser­vi­cio no se ven­cen ni aun cuando se encuen­tra enferma como acon­te­ció cuando estuvo hospitalizada..


Es difí­cil encon­trar per­sonas que ten­gan vocación de servir como Rosa Ver­duzco, y tan es difí­cil que no encon­tramos en muchos kilómet­ros a la redonda a alguien que se haya abo­cado a servir sin estar en una cam­paña política o como parte de las fun­ciones que tiene al haber ganado un puesto de elec­ción y que ven por otros pero siem­pre teniendo en mente posi­cionar su ima­gen por si luego van a otro puesto de elec­ción. . Es difí­cil porque hay que con­ju­gar var­ios aspec­tos ; no basta con querer , se nece­sita vocación, se requiere carác­ter , se requieren conocimien­tos , cul­tura , se hace nece­sario rela­ciones . no es fácil empren­der una tarea de tal mag­ni­tud y ella lo hizo y ahí está y sigue fiel a su buen hábito de servir, de ver por el prójimo, por quien la nece­sita e insisto, no porque esté en un puesto de elec­ción o forme parte de alguna admin­is­tración estatal , munic­i­pal o fed­eral o bien , o bien porque se encuen­tre en cam­paña y se encuen­tre en un estrato social de la política, de esos que men­cioné la sem­ana pasada..


En ante­ri­ores admin­is­tra­ciones munic­i­pales de Zamora ha sido crit­i­cada injus­ta­mente ya que es cierto que no tiene una bonita forma de hablar, es cierto que es maldicio­nenta, que en oca­siones avienta madres para todos lados, que tiene un lenguaje florido y tam­bién es cierto que muchos quisieran que fuera un manso cordero pero, si no fuera como es, La Gran Familia desde hace mucho no exi­s­tiría, esa es la realidad.


¿ Qué niños lle­gan a La Gran Familia ?, muchos son niños no desea­dos que su mamá solo bus­caba una aven­tura amorosa y ya después el o la niña se con­vierte en un estorbo y no encuen­tra la forma de deshac­erse de él y se va por lo más fácil como puede ser llevárselo a Mamá Rosa para que ella le de lo que su ver­dadera mamá no quiere darle. Muchos lle­gan a La Gran Familia sin que por lo menos se sepa cómo se llama, si fue reg­istrado, cuándo nació, si fue bau­ti­zado, si en dónde nació o sea sin iden­ti­dad. Muchos otros son lle­va­dos porque sus papás se encuen­tran en pobreza extrema y no tienen con qué ali­men­ta­rlo y optan porque su hijo viva en otro lugar donde por lo menos pueda ser ali­men­tado, y en este punto insisto, pueda ser alimentado


Se dice que a la fecha ya son cerca de sei­scien­tos los niños y niñas que for­man La Gran Familia y esta suma hace más loable la labor de Mamá Rosa, una labor total­mente con el único interés de servir, aunque los detrac­tores digan que se ha enrique­cido y que tiene mil­lones de pesos y todo lo que quieran pero que uno de esos que la crit­i­can que se ponga un día en su lugar, es seguro que al otro día estará tres met­ros bajo tierra porque no aguantó la pre­sión de ver por tan­tos niños y jóvenes.…


El momento ha lle­gado, sí de que las admin­is­tra­ciones munic­i­pales que pres­i­den los Srs. Pres­i­dentes Munic­i­pales de Jacona y Zamora respec­ti­va­mente, le rin­dan un mere­cido hom­e­naje a Mamá Rosa como acto final de una sem­ana cul­tural que se lleve a cabo en su honor en el Cen­tro Regional de las Artes y así mismo, que los H. Ayun­tamien­tos ten­gan un punto de acuerdo en la próx­ima sesión ordi­naria de cabildo a fin de que se cam­bie el nom­bre a la Av. Madero en el tramo que se conoce como la Calzada Zamora– Jacona por uno que además, hará honor a lo que ya es: un paseo, de tal man­era que pueda lla­marse PASEO LA GRAN FAMILIA. Sí, honor a quien honor merece y sí en vida y todo es poco para esa gran mujer cono­cida como MAMA ROSA fun­dadora de LA GRAN FAMILIA.


Debo men­cionar que en los primeros días de las actuales admin­is­tra­ciones munic­i­pales que men­ciono, entregué a los sec­re­tar­ios de los H. Ayun­tamien­tos la solic­i­tud respec­tiva y que a la fecha no he tenido respuesta y ya han pasado tres años y la respuesta debe ser por escrito.
No puedo dejar de men­cionar en esto de servir a los demás, la ale­gría que provoca, el gusto que da, la sat­is­fac­ción que deja, después de una gran pér­dida, el que Samuel Ruiz haya sido des­pe­dido con tan­tas mues­tras de car­iño por aque­l­los a quienes tanto quiso, por quienes tanto vio, por quienes fueron su pre­ocu­pación, los indí­ge­nas, los pobres, esos grandes hom­bres y mujeres que ahora con ora­ciones, con can­tos, con dan­zas, con velas y velado­ras encen­di­das y con lágri­mas, despi­den a su Obispo..


Murió Mamá Rosa, ojalá que aque­l­los que ahora son pro­fe­sion­istas y los que no lo son pero que ahí estu­vieron, en La Gran Familia, le rin­dan un hom­e­naje y le dediquen una sem­ana cul­tural. Ojala que los gob­ier­nos de la región puedan hom­e­na­jearla porque niños le lle­varon de varias partes,. Hoy recuerdo los días en que la vis­itaba y me llev­aba a donde ensayaba la orquesta o ola banda de viento a que me tocaran las pire­cuas Josefinita y Flor de Canela gen­eral­mente en el Audi­to­rio Alfonso Sahagún. Hoy recuerdo las pláti­cas sobre cul­tura, aprendí de ella, hoy la recuerdo con car­iño.

















[Ir al Ini­cio del artículo]




Pub­li­cación: Leti­cia E. Becerra Valdez













¿TE GUSTÓ ESTE CON­TENIDO? Dále Like, Com­pártelo o Deja tu opinión

Comen­tar­ios poten­ci­a­dos por CCom­ment

Videos más recientes

Busca en ViviendoMiCiudad